LIPOCELL

LIPOCELL

Lipocell es una tecnología capaz de mejorar las propiedades biológicas del tejido adiposo.

El tejido adiposos se usó por primera vez durante la Primera Guerra Mundial para promover la curación de las heridas de los soldados. Después de un siglo, los investigadores descubrieron que la grasa es uno de los tejidos adultos más ricos en células madre mesenquimales.

Estas células pueden diferenciarse en células especializadas, pero lo más importante es que pueden responder a estímulos locales provenientes de un tejido dañado y varias moléculas, como los factores de crecimiento y las citoquinas antiinflamatorias para promover la cicatrización.

Está equipado con una membrana semipermeable que separa el tejido adiposo de los elementos de desecho con la ayuda de un riego continuo. La diálisis del tejido minimiza el estrés y el trauma en la arquitectura de la matriz celular y extracelular, eliminando la sangre y los residuos de aceite que son proinflamatorios. El producto final es un tejido adiposo purificado reducido a racimos.

CARACTERÍSTICAS

  • Mínimo estrés mecánico para mantener las propiedades bioquímicas de las células y la integridad de la matriz extracelular.
  • Purificación total de sangre en residuos de aceite que pueden conducir a la inflamación.
  • Manipulación mínima del tejido otorgado por una tecnología de “piano-of-care” que se realiza intraoperatoriamente.
  • Circuito cerrado y un procedimiento completamente realizado en un campo estéril.

VENTAJAS

  • Alto potencial regenerativo.
  • Un procedimiento sencillo, efectivo y seguro.

El procesamiento de Lipocell combinado con el lavado con Lactato de Ringer preserva por completo el potencial mitótico de las células mesenquimales del tejido adiposo.

UNA PEQUEÑA LIPOSUCCIÓN…

El tejido adiposo se puede obtener con una pequeña liposucción de grasa subcutánea. En la mayoría de los procedimientos de medicina regenerativa, el volumen final necesario varía de 6 a 12 ml, que se pueden obtener de 60 a 90 ml de lipoaspirado (la variabilidad depende de las características del paciente y de la técnica de obtención).

La técnica se puede ejecutar con anestesia local gracias a la infiltración de la solución de Klein, sin embargo, se recomienda una sedación suave. El área de obtención preferible es la grasa abdominal subcutánea.

Se recomienda la presencia de un cirujano plástico en personas muy delgadas o deportivas o en presencia de cicatrices y cirugías abdominales previas.

INFILTRACIÓN   SOLUCIÓN KLEIN (250 ML SUERO SALINO, 20 ML LIDOCAÍNA 2%, 0,5 ml adrenalina 1mg/ml)

La infiltración tiene como objetivo prepararse para la liposucción del tejido adiposos. La epinefrina puede limitar el sangrado durante la liposucción gracias a su efecto vasoconstrictor a través del aumento de la presión, crea un área tumescente que ayuda a la liposucción con las cánulas de aspiración proporcionadas.

Después de realizar una incisión en los puntos ilustrados, use la cánula de infiltración (16G) conectada a jeringas de 60 ml con solución de Klein. Es muy importante realizar la infiltración con movimientos retrógrados de la cánula de forma homogénea. Evite los movimientos transversales con las cánulas. Después de la infiltración de 150-200 ml de solución de Klein, espere 10 minutos. Es posible tasajear el abdomen para ayudar a la distribución de la solución de Klein en las capas subcutáneas.

ASPIRACIÓN

Después de 10 minutos, es posible conectar la cánula de aspiración (13G) a la jeringa autobloqueante. El sistema de bloqueo, que debe accionarse mientras la cánula está dentro del panículo adiposo subcutáneo, crea presión negativa dentro de la jeringa.

Mover la jeringa hacia adelante y hacia atrás permite la recolección del lipoaspirado de las áreas previamente infiltradas. Evite los movimiento transversales con las cánulas. Después de la operación, use un vendaje compresivo para limpiar la aparición de hematomas y edemas.

El uso de un vendaje o faja elástica durante una semana ayudará con este propósito.